Pero para Saadi Kadafi, hijo de Muammar Kadafi.

El gobierno federal Mexicano acaba de dar a conocer que desarticulo una red delictiva, cuyo objetivo era introducir ilegalmente al hijo del expresidente de Libia Muammar Kadafi.

Mediante el uso de documentos falsos, pretendian instalar al llamado “playboy Kadafi” en Punta Mita, una exclusiva zona de muy alto valor, frecuentada por personalidades de la farandula.

Las investigaciones abarcaron desde inicios de septiembre y culminaron el 10 y 11 de noviembre con la detencion  de las personas responsables de tramitar documentos falsos.

Alejandra Sota, vocera de la Presidencia de la República, dijo que con estas acciones el gobierno mexicano “contribuye de manera activa a una norteamérica segura”. Con ello —añadió— México refrenda el principio de corresponsabilidad en materia de seguridad con la comunidad internacional.

Subrayó que esta operación se realizó de manera exitosa con base en acciones de la inteligencia mexicana que consiguió dos objetivos: “impedir la realización de un plan que permitiría internar ilegalmente a Saadi Kadafi, hijo del exgobernante Libio, así como de su familia en territorio nacional”. Lo anterior, precisó, a partir de la labor de inteligencia obtenida el pasado 6 de septiembre.

En segundo término, dijo, se logró la desarticulación de una red delictiva que enfrentará a la justicia por la presunta comisión de delitos relacionados con el uso de documentación falsa, tráfico ilícito de personas y delincuencia organizada.

“Ambos objetivos alcanzados a partir de la esmerada labor de los servicios de inteligencia civil mexicanos así como la profunda coordinación del gabinete de seguridad enmarcada en esta operación huésped”.

En un mensaje emitido en la Secretaría de Gobernación, Sota indicó que Saadi Kadafi es acusado por el gobierno de transición libio de estar al mando de las unidades militares que reprimieron a sus connacionales participantes en las manifestaciones ocurridas en meses pasados contra el depuesto régimen; por ello, Interpol emitió el pasado 19 de septiembre una ficha roja en contra de Saadi Kadafi para su sometimiento a la justicia.

Anuncios